Arte del Renacimiento

    El David de Miguel Ángel, ejemplo de la escultura renacentista.

    El Renacimiento fue el movimiento artístico y filosófico desarrollado en Europa durante los siglos XV y XVI. Considerado un momento histórico de cambios y profundas transformaciones, surgió en Italia vinculado al humanismo, corriente intelectual que destaca al ser humano como individuo y que está muy unido al estudio de la naturaleza y de la antigüedad clásica.

    Históricamente, el término proviene del artista e intelectual Giorgio Vasari quien, en su obra Vida de los más ilustres pintores, escultores y arquitectos, publicada en 1570, destacó el resurgimiento del arte antiguo como fuente de inspiración y conocimiento, otorgando de un nuevo valor a la figura del artista, un ser individual y único con formación científica e intelectual que, a partir de ahora, ascendería en la escala social.

    El Renacimiento, más que un movimiento artístico fue una nueva forma de pensar, de sentir y de entender la vida; se trataba de una revisión filológica, artística y filosófica de la antigüedad grecorromana con una intención no de imitarla, sino de interpretarla y utilizarla como punto de referencia para cualquier creación intelectual.

    El Renacimiento se puede dividir históricamente en dos etapas fundamentales: quattrocento y cinquecento. El primero abarca todo el siglo XV y hace referencia a las primeras manifestaciones, desarrolladas principalmente en Italia; el segundo se desarrolló durante el siglo XVI, extendiéndose al resto de Europa, y dio paso, al final de la centuria, el periodo artístico denominado Manierismo.

    Las características fundamentales del arte renacentista pueden resumirse en la revisión de la antigüedad, el estudio científico de la naturaleza y el interés por el hombre. La vuelta a la antigüedad condujo a la reutilización de los órdenes clásicos, de motivos decorativos de la antigua Roma y al empleo de temas mitológicos; en la naturaleza se buscó el ideal de belleza y la perfección; y el hombre, por influencia del humanismo, se considerará como referencia y medida de todas las cosas.