Andosoles

    Suelos característicos de afloramientos de cenizas volcánicas. Su horizonte B (la segunda, comenzando por la superficie, de las capas que componen un suelo, y donde se depositan los materiales superficiales arrastrados por el agua) es muy delgado.

    Se dividen en cinco tipos. Los andosoles gélicos poseen una capa de permafrost que puede llegar a los dos metros de profundidad. Los andosoles gleicos son aquéllos con un reducido contenido de oxígeno. Los andosoles vítricos son los que no disponen de una textura fina, de tipo limoso, ni características untuosas. Los andosoles móllicos poseen un horizonte A (capa superficial del suelo) de tipo móllico: rico en materia orgánica, grueso y saturado en bases. Finalmente, los andosoles úmbricos tienen un horizonte de tipo úmbrico, con alto contenido de materia orgánica pero no saturado en bases.