Jean Piaget

    Jean Piaget (1896-1980), psicólogo y biólogo suizo, fue uno de los más relevantes autores en psicología infantil y evolutiva. Su teoría sobre el desarrollo cognitivo modificó el concepto de inteligencia y planteó acertadas implicaciones para la educación.

    Nacido el 9 de agosto de 1896 en Neuchâtel (Suiza), inició su andadura profesional en el campo de la zoología, aunque evolucionó hacia la filosofía, materia en la que se doctoró en 1918, y de allí a la psicología. En 1911 trabajó en París con Alfred Binet, estudiando la inteligencia infantil mediante tests psicométricos.

    Durante la década de los años veinte inició la publicación de su obra, cuya máxima aportación es el estudio del desarrollo cognitivo en los niños. Piaget estableció la existencia de una serie de etapas evolutivas, genéticamente determinadas, en la adquisición de la capacidad de pensamiento, que implican la construcción activa de la inteligencia, en la que cada estadio incorpora, reelaborando y perfeccionando, los procesos ya adquiridos.

    Piaget establece cuatro estadios en el desarrollo de la inteligencia: el primero, que abarca los dos primeros años de vida, se centra en la adquisición del control sobre los reflejos y la conciencia de uno mismo y se denomina estadio sensoriomotriz; el segundo, el estadio preoperacional, se caracteriza por la aparición del pensamiento intuitivo y simbólico, en el que el niño es capaz de representar internamente el mundo que le rodea; el estadio de las operaciones intelectuales concretas abarca entre los siete y los once años; mientras que el último, de las operaciones formales, coloca plenamente al niño en el pensamiento abstracto del mundo adulto.

    Las implicaciones de esta teoría para el mundo educativo pasan por sustituir la mera transmisión de conocimientos por la guía y estimulación del proceso natural de desarrollo.

    Piaget alcanzó una brillante carrera académica, siendo profesor de la universidad de Neuchâtel, su ciudad natal, catedrático de psicología infantil en Ginebra, y profesor de la Sorbona de París. Fundó y dirigió el centro de Epistemología Genética, disciplina de la que fue creador, y fue honrado con el título de doctor Honoris causa por varias universidades de todo el mundo.

    Murió en Ginebra (Suiza), el 16 de septiembre de 1980, dejando un relevante legado teórico y práctico en la psicología infantil.