Pitágoras

    Pitágoras (hacia 580 a.C.-hacia 500 a.C.), filósofo y matemático griego, creador de la hermandad pitagórica, cuyas ideas resultaron fundamentales para el desarrollo de las matemáticas y la filosofía occidentales.

    Pitágoras nació en Samos, Jonia, Asia Menor, alrededor del año 580 a.C., siendo los datos referentes a su origen familiar y formación bastante imprecisos.

    Hacia el 532 a.C. se trasladó a Crotona, en el sur de Italia, donde fundó la hermandad pitagórica, una sociedad de carácter místico, espiritual y político que llegó a poseer una importante fuerza en este último campo. Los miembros de la hermandad se dividían en acusmáticos, u oyentes, y matemáticos, o miembros iniciados, quienes estaban autorizados a participar activamente en las discusiones.

    Ya anciano, Pitágoras hubo de huir de Crotona debido a los ataques que su sociedad sufría, encontrando refugio en Metaponto, Lucania, Italia, donde falleció hacia el 500 a.C.

    No se conservan obras de Pitágoras, sino que todas sus teorías se conocen de forma indirecta, lo que hace difícil diferenciarlas de las desarrolladas por sus discípulos, quienes le citaban repetidamente como inspirador de sus estudios. Sin embargo, resulta lógico atribuir los aspectos esenciales del pensamiento de la sociedad pitagórica a su maestro.

    Pitágoras atribuía al alma un origen divino, siendo el cuerpo una prisión para ella, motivo por el que predicaba la purificación a fin de liberar el alma de la materia. Defendía, a su vez, que una vez que el cuerpo perecía, el alma penetraba en otro, de un animal o ser humano, en función del grado de purificación alcanzado en la vida anterior, proceso denominado metempsicosis. Para Pitágoras, los hombres sabios eran seres superiores, en el camino correcto a la purificación.

    Defendió, asimismo, la búsqueda en los números del principio fundamental de la naturaleza y el pensamiento. En el campo de las matemáticas, obtuvo importantes avances, si bien es complicado distinguir entre los que de verdad le corresponden y los que fueron obra de sus alumnos. Entre los logros que se le atribuyen destaca el teorema que lleva su nombre y que reza “el cuadrado de la hipotenusa de un triángulo rectángulo es igual a la suma de los cuadrados de sus catetos”.