Carlos Saura

    Retrato de Carlos Saura.

    Carlos Saura (1932), cineasta español que renovó el cine en España tras la depresión cultural que vivió el país durante el franquismo. Las películas de Saura, en su mayor parte de carácter trágico, constituyen un análisis del espíritu español a través del realismo y el estudio psicológico de los personajes.

    Carlos Saura Atarés nació en Huesca (España) el 4 de enero de 1932. Inició en Madrid estudios en la Escuela Técnica de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos, que abandonó por la fotografía, matriculándose en el Instituto de Investigaciones y Experiencias Cinematográficas (IIEC).

    Influido por su hermano mayor, el pintor Antonio Saura, y por sus estudios de fotografía, el director aragonés estrenó su primera película, Los golfos, en el año 1959. Con Llanto por un bandido (1963) refinó un estilo, caracterizado ya por el realismo y el profundo estudio psicológico de los personajes.

    A lo largo de los años setenta se ganó el favor del gran público con Cría cuervos (1975), en la que alcanzó una notable maestría narrativa.

    Durante los años ochenta, una vez finalizada la transición de España a la democracia, su obra se caracterizó por el estudio estético y brillante de las tradiciones culturales y artísticas españolas en la trilogía integrada por Bodas de sangre (1981), Carmen (1983) y El amor brujo (1985). También destaca de este periodo la genial recreación de la vida del conquistador español Lope de Aguirre en El dorado (1988).

    De su producción de los años noventa sobresalen las cintas ¡Ay Carmela! (1990), en la que muestra abiertamente sus simpatías hacia el socialismo, y Tango (1993).

    De su última producción es reseñable Buñuel y la mesa del rey Salomón (2001), en la que rinde homenaje a uno de los directores que más influyeron en su cine: Luis Buñuel.